Visión 3D de la Iglesia de San Pablo, desde la calle San Blas
Visión 3D de la Iglesia de San Pablo, desde la calle San BlasJosé Antonio Duce

El Barrio del Gancho aumentó su fama, que ya cardaba la lana, en un popular docu-reality de televisión. El nombre toma su origen de una curiosa historia digna de un capítulo escrito por Ken Follet, cuyo escenario es la Iglesia de San Pablo.

La construcción del templo se remonta a la época del rey Alfonso I el Batallador, que reconquistó Zaragoza a los árabes en el año 1118. Probablemente, los colonos norteños y franceses introdujeron la profunda devoción que profesaban a San Blas en la población. Es por ello que los guerreros del rey erigieron un edificio en honor a este santo, hoy conocido como la Insigne Iglesia Parroquial de San Pablo Apóstol, o más popularmente como la “Parroquia del Gancho”.

Pero, ¿de dónde viene esta denominación tan poco relacionada con el ámbito religioso? Pues bien, su nombre, señoras y señores, se debe al símbolo por antonomasia de la parroquia y, por extensión, del barrio y de sus gentes: una afilada hoz de segador, un gancho.

En siglos pasados, el templo se hallaba en los extramuros de la ciudad, en un lugar salpicado por pequeños huertos y zonas de cultivo a las que se accedía mediante sinuosos senderos plagados de ramas, malezas y arbustos. Numerosos devotos que se dirigían en romería a la parroquia de San Blas portando estandartes para rendirle culto, se encontraban con la dificultad de atravesar el tortuoso paraje, que debía ser previamente despejado de dichos estorbos.

En una ocasión, una ingeniosa y anónima persona, decidió encajar una hoz en el remate de una pértiga para liberar el trayecto. Bajo el filo del “gancho” caían limpiamente ramas, árboles y arbustos cercenados de un solo tajo.

Esta práctica fue reconocida en el S.XVI por el Rey Juan I de Aragón, que concedió a la Parroquia de San Pablo el privilegio de abrir todas las procesiones que se celebraran en ciudad de Zaragoza. En la actualidad, y aunque no responda a su finalidad original, el Gancho sigue encabezando la procesión metropolitana del Corpus Christi y, todas las que salen de la parroquia.

Son muchos los que, a lo largo de la historia, han hecho referencia, directa o indirectamente, al origen de esta denominación. Por ejemplo, Ana Francisca Abarca de Bolea, noble dama del linaje de los Aranda, era poetisa, escritora y abadesa del Real Monasterio de Santa María en la villa de Casbas (Huesca). En uno de sus escritos, “Romance a la Procesión del Corpus de Zaragoza”, dedicó estos versos al Gancho de San Blas:

“Iba lo gancho primero
con muy grande ligereza
cortando todos los ramos
que han pasado en las tabernas”

La susodicha herramienta, aunque se desconoce si es la original o no, preside todas las celebraciones desde el ángulo derecho del presbiterio, en el remate inferior del retablo mayor. El vestigio de un símbolo secular, signo que inequívocamente identifica en la ciudad al templo, al barrio y a los parroquianos desde hace nueve siglos.

Páginas Web Zaragoza
Tu web completa por 495 €. Precio final. Sin costes de mantenimiento. De calidad y con gestor de contenidos.

Hotel Matarraña
Posada Guadalupe. Un hotel familiar y acogedor en el Matarraña con restaurante y espacio para eventos.

Transformación acero inoxidable
CBC Bellvis, creadores de la olla exprés. Fabricación de menaje de cocina, ollas, cacerolas, marmitas, paelleras… transformación del acero.

Flores a domicilio
Tu web para enviar flores a domicilio. No encontrarás mejor floristería con envío a Zaragoza, península y baleares.

Transformación espumas plásticas
Altas prestaciones y transformación de espumas plásticas para todos los sectores. Amplia gama de materiales.

Especialistas en altura
Todo tipo de escaleras y andamios. Dispositivos anti-caída, plataformas, dispositivos de elevación. Todo el equipo necesario para trabajos en alturas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú