El Beso, de Klimt
El Beso, de Klimt

Bésense, amigos. Quemarán entre 10 y 15 calorías. Hacerlo tiene efectos antidepresivos y, además, no necesitarán hacer puenting: el contacto de sus labios con los de la persona amada hará que sus corazones latan a 130 pulsaciones por hora. Además, despertarán de su letargo a las feromonas, la testosterona y la copulina. En apenas un centímetro cúbico de piel se halla el Paraíso Perdido. Es verdad que con el beso se contagia la gripe, el catarro o la mononucleosis infecciosa. Pero, ¿qué son unas décimas de fiebre y unos cuantos mocos ante la perspectiva de la comunión de dos apetitos en el más dulce lenguaje universal?

IR AL BLOG

Un beso no admite engaño, porque en él nos desnudamos. Es quizá el acto más íntimo que existe. Hay besos buenos y también torpes, de esos que dejan un sabor agridulce, y por eso besarse constituye una prueba palpable de si funciona o no la química con el otro. También hay besos eróticos y otros que sirven para saludar. Besos de cine, de Judas y de Klimt. En todo el mundo se dan y se reciben besos; con los labios, con la nariz… La manera de besar revela secretos de nuestra personalidad y los besos que recibimos de pequeños determinan nuestro comportamiento adulto (por ejemplo, si nos achuchan de bebés, de mayores respondemos mejor ante el estrés).

No es que yo sea una experta en besos. Muchos de los datos curiosos que acabo de ofrecer los escuché ayer en la conferencia “La química del amor y el lenguaje del beso”, impartida por el carismático psiquiatra Jesús de la Gándara, que pronto publicará un interesante libro sobre la materia. De la charla extraje además, otras conclusiones acerca de ese sentimiento capaz de idiotizar que conocemos como AMOR…

Nada es más ajeno al libre albedrío y al romanticismo que el amor. Lo que llaman “enamoramiento” no es más que adicción a la dopamina o la oxitocina y a los estímulos externos (por ejemplo, la testosterona de ellos), que actúan como afrodisiacos. Es decir, amamos bajo el yugo de las hormonas cerebrales. Y por si fuera poco, los estudios científicos que han revelado qué zonas del cerebro se encienden cuando nos sentimos atraídos por alguien, también han demostrado que esta emoción inhibe el córtex frontal, donde reside la racionalidad. Conclusión: yo tenía razón; el amor nos vuelve imbéciles.

Les deseo una feliz semana. Y para empezarla con buen pie, vuélvanse locos (o tontos) de amor y bésense, bésense mucho…

Páginas Web Zaragoza
Tu web completa por 495 €. Precio final. Sin costes de mantenimiento. De calidad y con gestor de contenidos.

Óptica Zaragoza
Expertos en Baja Visión. Óptica Varilux Embassador. También expertos en salud auditiva. Tu óptica en Zaragoza.

Aceite de Oliva Virgen Extra premium
Aceite de Oliva Virgen extra premium de calidad. El toque que necesitas para tu casa o tu restaurante.

Flores a domicilio
Tu web para enviar flores a domicilio. No encontrarás mejor floristería con envío a Zaragoza, península y baleares.

Transformación espumas plásticas
Altas prestaciones y transformación de espumas plásticas para todos los sectores. Amplia gama de materiales.

Especialistas en altura
Todo tipo de escaleras y andamios. Dispositivos anti-caída, plataformas, dispositivos de elevación. Todo el equipo necesario para trabajos en alturas.

12 Comentarios. Dejar nuevo

  • A 10 o 15 calorías/beso, cuántos besos tendría que dar al día para evitar ir al gimnasio?? Tendré que hacer mis cálculos a ver que dice mi novia… Me imagino que también dependerá del tipo de beso claro… No será lo mismo el beso casto de mis abuelos que los filetazos que se ven las noches de los sábados. Me voy a poner a practicar todos los tipos de besos que conozco, bueno…a lo mejor el «negro» lo dejo para otro día…estos viruses…

    Responder
  • Ains, si es que por algo ese es mi cuadro favorito… Qué ganas tengo de dar todos los besos que tengo guardados… Cómo escribí hace poco respecto a otro simio que me altera el córtex, pensando en cómo sería besarnos por primera vez: «Imagino años de besos explotando en uno solo». En fin, a ver si tengo ocasión de darle los que me quedan, que al final en uno solo no cupieron todos. ¡Jaja! ¡Besicos, reina mora!

    Responder
  • daddy yankee
    4 enero, 2009 12:29 am

    hola me llamo niyima y tu como te llamas

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú